¿A que nunca habías visto a un chihuahua boxeando?

McFly es un chihuahua cuyo mayor sueño es, por lo que parece, convertirse en boxeador. Su ídolo, de hecho, es Ali. ¡Mira qué bien lo hace!

El tamaño no es lo más importante y, de hecho, no tiene por qué ser un impedimento para cumplir nuestros objetivos. Como prueba de esto, te presentamos a McFly, un pequeño chihuahua ¡que boxea como nadie! Y es que seguro que muy pocas veces (o ninguna) has visto a un perro batirse en duelo a puñetazo limpio.

Este vídeo es el ejemplo de que McFly tiene un don y si no, que se lo pregunten a la persona con la que se enfrenta. ¡A él no le importa ser pequeño, pues todo se consigue con tesón y confianza en uno mismo!

chihuahua

Por supuesto, resulta adorable observar a este perrito con sus dos patitas levantadas como si fueran puños y dispuesto a no dejarse vencer.

Esta historia, además, cobra más sentido si sabemos que el cachorro nació con una deformidad en su pata derecha y, por ello, fue derivado a la Fundación Mia cuando solo contaba con un día de vida.

No obstante, nada es imposible y, pese a ese pequeño defecto, McFly no se rinde y sueña con convertirse en Muhammad Ali, el boxeador más famoso de todos los tiempos. Por lo que vemos en el vídeo, ganas y actitud no le faltan, así que seguro que el pequeño perrito llegará lejos.

Su historia es una verdadera fuente inspiración para otros animales quienes, por circunstancias, tienen que vivir con minusvalías. Aunque parezca a priori difícil, ni siquiera esta situación debería ser considerada como una desventaja, ya que lo importante es potenciar otras cualidades, del mismo modo que hizo McFly.

Y es que con esa personalidad tan encantadora, ¿a quién le importa el pequeño defecto de su patita? Mira el vídeo y ya verás ¡como acaba conquistándote!